Siestas reparadoras

Si eres narcoléptico ya te habrá comunicado tu neurólogo que deberías mantener una rutina de dormir siestas de unos 20 minutos cada 4 ó 5 horas. 

Napshell, la mejor siesta de tu vida

El problema de esto está en que generalmente si una persona tiene un descanso en el trabajo de 30 minutos y se dispone a aprovecharlos para dormir, no empieza a dormir desde el primer minuto, porque todos tardamos en comenzar a dormir unos 4 ó 5 minutos después de intentar hacerlo. Además durante la noche, si no te acuestas muy cansado lo más común es que no descanses de forma completa durante las 8 horas que permaneces en la cama. Por lo que un narcoléptico a pesar de haberse levantado a las 8 es normal que tenga un ataque de somnolencia cercano a esa hora al no haber descansado completamente duante la noche, y cuando estamos en el descanso de media mañana estamos más despiertos porque ya nos ha venido antes la somnolencia. 

Pero por muy despierto que estés, si tienes esos 30 minutos intenta dormir, que aunque muchas veces parece que no lo consigues, algo has descansado. 

Estudios realizados indican que los empleados que practican la siesta mejoran su humor, su memoria y su capacidad de aprendizaje, traduciéndose en que las personas son 30% más productivas.En EEUU y en Japón ya son varias las compañías de primera línea que acondicionaron lugares especiales para que los trabajadores tengan una “siesta reparadora” antes de volver a sus funciones laborales.